Una tanda termina, otra comienza

La quinta tanda de tangrams ha finalizado y no podemos estar más contentos: cada vez hay más nivel en las participaciones y cada vez llegamos, entre todos, a más gente. Tan buenas noticias y veros tan satisfechos participando, y leyendo y viendo tangrams  hace que tengamos cada vez más ganas de continuar!

Como es habitual, no paramos y pronto comenzará Tangram Project VI, concretamente, a partir de este miércoles día 21 podréis comenzar a enviarnos vuestras propuestas de fotografía para que, posteriormente, un escritor o poeta escriba la historia que tiene escondida. El tiempo límite será el 4 de junio (también miércoles) a las 23.59 GMT.

Os recordaremos por redes, como siempre, cuándo comienza, cómo tenéis que enviarlo, etc. aunque aquí podéis mirarlo 😉

Es importante que leáis las bases generales para que quede completamente claro en qué consiste y cómo funciona Tangram Project.

Pronto recomenzamos y ánimo con esas fotos! 😀

Tangram V.8: Sin títulos

Marta C. L. s/t

Marta C. L. s/t

 * Antes de leer, consultar la última línea del post.

“Duchamp es inocente”, Anonymus. Esta frase lapidaria (jajaja) es la que reza en el bolso de una tierna adolescente ¡Un ciclista torero! Olé ahí, con un par el muy zafio. Sí señores. Un tipejo que acompaña a una bici, portando en su estúpida testuz una montera. ¡Qué hostia le daría! Le volaría la montera y pediría la clemencia de cualquier virgencita o santito de altar móvil, para que le cayera boca arriba, al ladito de sus pies de falso pedaleador.

¿Sabrá este imbécil quién fue Duchamp? Y me pregunto ¿Sabrá la tierna adolescente por qué Duchamp debería ser inocente?

Realmente hay espejos con mucha maldad. ¿De qué iba a llevar este madurito esa pinta? Polo de rayas, bermudas color caca, calcetines de gimnasia blanco nuclear y sandalias de verano. Pelo look “lamido de vaca”, con raya al lado marcando pista de aterrizaje. ¡Esperpento, pedazo de esperpento! Se lo grito con el volumen en cero. Puto espejo que te refleja la mentira de tu extravagante glamour. ¡Dios, Dios!

Hoy debe ser la tarde de rebelión de los espejos crueles.

La señora que pasa delante de mi mesa, balancea sus anoréxicas caderas como una culona dominicana. Eso no es lo más cruel, que va, lo peor es que bajo su pantalón –color mierda, por cierto, debe estar de moda el color-, se le adivina un mini-coño abultado en exceso. Supongo que debe ser por las bragas de cuello alto.

Lo que da de sí la tarde con la piernita a lo macho…

 

Nines Martre

* El presente texto no ha sufrido modificación alguna por expreso deseo de la autora. Asimismo, advertimos que el contenido puede herir la sensibilidad del lector.

Tangram V.7: Pulgar y Padrastro/Herida

 

José Morillo. Pulgar y Padrastro. 2014

José Morillo. Pulgar y Padrastro. 2014

Herida 

Con la fina piel del cuello casi desprendida por los constantes e implacables arañazos que en vano trataban de apaciguar a esos gusanos que reptan trazando espirales y otras figuras en mi garganta. Con los ojos ya desgastados de tanta luz de neón tenue y vibrante, sibilina como la tentadora tela de araña que aguarda imperturbable a su presa. He llegado aquí mediante oscuros pretextos y ya no hay quien me detenga; me he tragado las botellas de mezcal y todo el humo de las cañerías y el gas viciado entre las paredes. Si intentara huir ahora lo haría con la torpeza insegura del animal desarraigado; algo me impediría intuir el camino correcto porque presiento que la voluntad me traiciona. Mis miembros, mis manos, mis dedos ya han sangrado suficiente; sólo quedamos yo y mis escrúpulos sobre una mesa.

Atraídas por el olor de la angustia, algunas arañas se han reunido a mi alrededor formando un círculo perfecto y esperan. Cuánto de verdad había en aquello que tramamos nunca lo sabré, aunque ya no importe porque las razones se habrán desfigurado o transfigurado cuando la primera y la última de ellas avance borrando cualquier signo de lógica o de simetría. Será entonces, cuando la luz sea pura, que todo el martirio me conduzca al éxtasis confundiéndome así con las paredes blancas como mortajas, consintiendo fundirme en ellas.

Manu LeChuck

Tangram V.6: Anunciación/Sin título

Lourdes Carcedo. Anunciación. 2012.

Lourdes Carcedo. Anunciación. 2012.

Mientras persigas tus sueños, mientras recorras el largo camino que te separa de tus metas, mientras sigas intentando una y otra vez, llegar a la cima, allí estaré yo.

Cuando sientas que te has caído, que el camino es largo o que nada merece la pena, allí estaré yo.

No te detengas, lucha, siente, vive…

Yo guiaré tus pasos, te cargaré sobre mí hasta que puedas andar por ti mismo.

Seré tu voluntad, tu aliento.

Te protegeré, hasta el fin de tus días.

Nekabitt

Tangram V.5: Artistas del mundo/Sin título

Marina Tobaruela.  Artistas del mundo III. 2013

Marina Tobaruela Peyrón. Artistas del mundo III. 2013

Hay algo más allá del vértigo, algo que crece en la mirada de aquel que es capaz de mirar la ciudad tras haber buscado refugio en las alturas. Cada conquista tiene que ver con un reto y cada reto con una mentira que nos gusta contarnos. Pero antes de nada es importante confesar que la horizontalidad me aburre, me resultan tediosas las aceras, el asfalto, los parques tan sumamente planos y repletos de niños educados que no trepan, ni se suben a los bancos. Es cierto, la normalidad tiene a esta ciudad sumida en lo convencional y eso provocaba en mí fuertes dolores de cabeza que han remitido tras aceptar mi nueva condición de acróbata. Gracias a ello puedo confesar abiertamente que siento una increíble atracción por los pasos elevados, amo las escaleras de incendios por permitirme llegar a las azoteas y es gracias a esa nueva perspectiva que he vuelto a tener ganas de recitar a los antiguos poetas. El cambio físico es evidente, mi cuerpo, antes torpe y lento, se ha vuelto increíblemente ágil, lo que me ha llevado a ser el centro de atención de un grupo de amas de casa que aplauden divertidas a mi paso por los tejados. Ser un hombre nuevo tiene sus desventajas, estoy en paro, el hambre me atenaza algunas noches y debo admitir que se duerme poco cuando estás rodeado de palomas. Aun así esta nueva forma de vida me ha permitido ser feliz con algo tan espontáneo como trepar a las farolas, de hecho creo que soy un ejemplo, pronto habrá más que yo, solo es cuestión de tiempo.

Isabel Hernández

Tangram V.4: Sin título/Corazón

Jack Bernal. s/t

Jack Bernal. s/t

 

Corazón 

Así estaba él.

En mitad de la nada.

Seguía enamorado.

La calima, polvo en el cielo.

¿Cuántas respiraciones entran en un orgasmo?

Somos felices pero el amor no existe.

Si está la alegría, el disfrute de ese momento.

La felicidad. Y de pronto…

EL AMOR

¿Qué es para ti? ¿Un momento en el tiempo o un signo del zodiaco? Te lo pregunto así como así. Me extraña que no hayas escrito ni pensado nada de amor. Si te inspiro seguro que me lo defines con una mirada, muchas risas, vergüenza. Para mí el amor o lo que yo entiendo por amor, es esa cosa cuando tú conoces a alguien que muestra lo mejor de ti y te entregas.

Mucha gente dice que solo dura tres meses, que después lo que queda es el cariño, la comprensión. La atracción y el deseo es la principal forma de mostrar el amor. La química sale natural. Te pones rojo cada vez que se menciona el tema. Yo necesito mostrarte lo mejor de mí.

Y a partir de aquí, empieza ese instante en el que sabes que quieres volver a verlo y seguir intercambiando datos personales para siempre.

Anhelas que sea un tiempo lento.

Vamos a pararlo…

Curro Moreno